Tomate Challenge
Existen muchas variedades de tomate y distintas zonas climáticas.

Esto permite que tengamos tomate todo el año. De acuerdo a la zona de producción, varían en formato, sabor y colores.

Sabor

Depende de 5 factores:

El tiempo de maduración en la planta (cuanto más madura el tomate en la planta más azúcares desarrolla y aumenta el sabor).

La variedad (hay más de 100 tipos de tomates distintos en el mundo: platense, cherry, perita, etc).

La exposición al sol y a los rayos UV (producción en invernadero o producción en el campo).

La riqueza en nutrientes del suelo.

Una buena
polinización.

Textura
e Interior

Para que el tomate sea carnoso, tiene que estar bien polinizado.

Los insectos, como los abejorros, polinizan los tomates y de esta manera, el tomate crece mejor. Además, cuanto mejor fertilización y riego, más carnoso será. Esto también puede cambiar según la variedad de tomate.

De dónde
vienen

La producción comercial y masiva
del tomate puede ser a campo o en invernadero. Este tipo de actividad
es inviable sin fitosanitarios
ni fertilizantes.

Solo es viable a escala pequeña, para consumo familiar (huerta privada por ejemplo).

Sistemas Productivos

Existen tres sistemas productivos: el convencional, el orgánico y el agroecológico.

Cada uno de ellos tiene diversas características y potencialidades, pero son todos complementarios. En todos los tipos de producción se utilizan productos fitosanitarios que permiten producir frutas y verduras a gran escala y cuidan a los alimentos de enfermedades que puedan afectarlos.
La sanidad y seguridad de los alimentos se determina por las prácticas con las que se trabaja y no por el tipo de producción utilizado. Esto está regulado y controlado por el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (SENASA), que aprueba los productos que se utilizan, y los organismos de bromatología que controlan el alimento en el mercado. Además, de los controles privados de las grandes cadenas de comercialización como supermercados.

Conocé más sobre las buenas prácticas obligatorias

Bolsones Agroecológicos
y Producción Orgánica

Hasta el momento no existe una certificación para los bolsones agroecológicos, eso implica que nadie asegura cómo fueron producidos y la salubridad de esos alimentos.
La producción orgánica debe contar con sellos de certificación y está regulada por la Ley 25.127. Todo producto certificado orgánico elaborado en el territorio nacional debe incorporar obligatoriamente en la cara principal de su envase el isologotipo “Orgánico Argentina”.

#HablemosDeFitosanitarios

 

Los fitosanitarios son sustancias que protegen la sanidad de los cultivos en el campo y, con ello, nuestros alimentos. Minimizan o impiden el daño que las plagas pueden causar.
Según la plaga que controlen, pueden ser:

Los fitosanitarios pueden ser de origen biológico, natural o de síntesis química. Estos son los que conocemos como agroquímicos. Es importante destacar que los 3 tipos de productos (biológico, natural y químico) son usados en la agricultura convencional. Sólo los productos fitosanitarios de origen biológico y natural están autorizados para ser utilizados en la producción orgánica.

Copyright 2021 – Todos los derechos Reservados