Howard Bowen no será recordado en la historia de la humanidad como uno de los economistas más influyentes de la sociedad moderna si lo comparamos con Adam Smith, el “padre del capitalismo” o John Maynard Keynes, creador del “Estado de bienestar”.

Pero lo que sí logró Bowen es introducir en el mundo contemporáneo el concepto de RSE en su libro publicado en 1953, titulado “Social Responsibilities of the Businessmen”.

Esta idea de Responsabilidad Social Empresarial, para muchos investigadores académicos y analistas, es el primer análisis de la relación entre empresa y sociedad que establece líneas de acción “deseables” para los empresarios, en términos de los objetivos y valores de la sociedad.

Este concepto poco a poco fue creciendo, cambiando y evolucionando a lo que hoy conocemos como “Sustentabilidad Empresarial” (Mel Wilson, 2003), o simplemente “Sustentabilidad”, que está presente en todos los ámbitos.

Precisamente ese es el pilar fundacional de Casafe y el eje principal de nuestra agenda diaria, donde cada uno de los departamentos que formamos la Cámara está abocado a desplegar y llevar a cabo acciones que persigan ese fin, como por ejemplo las BPA.

Pero además de las ya conocidas capacitaciones y protocolos que hemos ido desarrollando a lo largo de este tiempo, estamos trabajando en una nueva acción denominada “Diálogos Sustentables”, porque entendemos que la sustentabilidad es un cambio profundo del sistema económico mundial, que modificó la forma en que la sociedad consume y su relación con el ambiente.

Este nuevo molde laboral tiene el objetivo de generar conversación, buscar sinergias y conectar a toda la cadena productiva del sector agroindustrial (públicos y privados) en un tema transversal para todos. Nos permiten tomar conciencia y reconocer que cada pequeño hábito puede generar grandes cambios en el mundo.

Hoy en día la sociedad tiene mucha más información disponible y cuestiona desde los productos que consume hasta los modelos de producción. Este cambio de paradigma nos motiva a mejorar día a día. Por eso debemos crear espacios de diálogo para pensar qué estamos haciendo, qué tenemos que mejorar y qué nos falta para hacerlo.

Para tomar dimensión de este cambio, solo basta con citar los resultados de principios de 2021 de la consultora internacional Kantar, que marca que en la Argentina 7 de cada 10 personas sienten que pueden hacer algo por el medio ambiente, y para el rango etario de 17 a 25 (centennials), el número asciende a 8 de cada 10.

Estos nuevos “Consumidores Empoderados” han generado cambios drásticos en el orden mundial de los negocios. Un ejemplo es el impulsado por movimientos por los derechos de los animales y su logro del etiquetado “Cruelty Free”, el cual da aval que durante la elaboración de los productos cosméticos no fueron utilizados animales para testearlos.

Pero el compromiso por cuidar el medio ambiente y ser sustentables hasta en la más mínima acción no es solo una inquietud de los consumidores, sino que abarca a todos los integrantes de la sociedad. Sin ir más lejos se puede mencionar el Pacto Verde Europeo aprobado a fines de 2019 por los legisladores del viejo continente. Se trata de un plan maestro que tiene el fin de reducir las emisiones netas de gases de efecto invernadero en al menos un 55% de aquí a 2030 y el 100% para 2050. Todo un continente con un mismo objetivo.

Por todos estos motivos, desde Casafe seguiremos proponiendo diálogos sustentables en diferentes provincias y regiones del país, para integrar a todos los actores productivos argentinos y contribuir al desarrollo de la Argentina.